¿Cómo realiza ARQUIMA sus proyectos? La tecnología BIM en su sistema de construcción pasiva industrializada

En Arquima apostamos por la construcción industrializada, que no es otra cosa que una fabricación ordenada y organizada de los edificios que garantiza un control de calidad permanente y de máxima exigencia que no es posible realizar de otro modo.

 

La construcción industrializada necesita un grado de perfección muy superior a la construcción “in situ” para evitar cualquier posibilidad de error en la fase de montaje, ya que tiene un margen de error y corrección más complejo y dificultoso durante el ensamblaje en obra de todas sus piezas previamente construidas en taller, es por ello, que necesita  la ayuda de herramientas de diseño con un grado de tecnología importante.

 

ARQUIMA trabaja con Cadwork, una tecnología CAD/CAM de última generación y con más de 30 años de existencia en distintos países a nivel mundial, y en especial para la construcción de estructuras de madera. Mediante esta tecnología BIM, se puede garantizar una continuidad para todas las fases del proyecto, desde el diseño hasta la producción; con gran flexibilidad y fácil manejo.

 

El Modelo de Información para la Edificación (BIM, Building Information Modeling) se ha convertido en estos últimos años en la nueva forma de pensar acerca de la construcción, desde su concepción, pasando por la construcción e incluso facilitando las tareas de mantenimiento y gestión posterior de uso de estos edificios. Creado para aumentar la productividad, BIM se basa esencialmente en la capitalización de la experiencia de todas las partes implicadas en torno a la construcción de un edificio.

 

Arquima

 

Al finalizar la modelización, Cadwork permite transmitir estos datos generados a un modelo digital global, a través de la interface IFC y así poder recopilar la información de diferentes intervinientes (proyectista, ingenierías, industriales, etc.). Para cumplir con el proceso BIM las informaciones generadas en Cadwork serán exportadas con el objeto de contribuir a la parte estructural y de producción de este modelo digital global.

 

El uso del 3D para imaginar y desarrollar el proyecto ayuda a convencer al promotor, y sirve al mismo tiempo de base para generar las secciones y las vistas del proyecto, evitando los posibles errores de concepción que se suelen dar en planos 2D y ayudando a la planificación de las diferentes fases.

 

Arquima

 

Interfaces para el intercambio de datos con otros programas informáticos, por ejemplo DXF, DWG, o IFC forman parte integrante de los estándar.

 

Además, al trabajar sobre un proyecto en 2D, todos los datos de muros, tabiques, carpinterías y escaleras, etc… pueden transmitirse automáticamente al 3D, así como también, se reconoce automáticamente toda la información de alturas.

 

La construcción y el cálculo de entramados en 3D se basa directamente en la planificación y en toda esta información recibida del 2D. Este software especializado nos permite realizar los planos de fabricación y las listas de producción a partir de un modelo en 3D, con tolerancias mínimas de milímetros, asegurando el perfecto ensamblaje en obra.

 

Arquima

 

La construcción industrializada moderna en madera exige rapidez y flexibilidad en la generación de los muros, con su estructura y todas sus capas, y en la realización de detalles, además, todos esos datos se convierten en los planos de módulos completamente numerados y acotados, con listas de pedido y producción para pasar a continuación a fabricación.

 

Además de las máquinas manuales para mecanización de las estructuras en madera más habituales también se pueden exportar elementos para mecanización por control numérico, con lo que las posibilidades de formas y soluciones son infinitas.

 

Además, Cadwork es capaz también de pilotar máquinas específicas para la construcción de entramado y puentes multifuncionales, desde la colocación automática del bastidor del tabique, la colocación de los paneles en capas, hasta los rastreles y revestimientos, en donde los datos de fabricación son comunicados directamente a la máquina, mejorando rendimientos, calidad del acabado, etc. como continua mejora del producto acabado.

 

Es por eso que el equipo técnico de ARQUIMA, especializado en arquitectura sostenible, eficiencia energética y bio-construcción supervisa todo el proceso, tanto en fase de proyecto como de obra, para garantizar la calidad del producto final, mediante este programa específico de diseño BIM de última generación y tecnología.